ATE Filiales

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

“Seguiremos en la lucha porque hay mucho por delante”

Se concretó en los salarios de julio el reconocimiento de las 30 hs de trabajo semanales para Agentes Sanitarios de la Provincia.

La medida, dispuesta tras la modificación en mayo pasado de la Ley del Agente Sanitario, es un importante logro en cuanto a derechos de las y los trabajadores de la Salud en Misiones. Se suma a otras conquistas como las mejoras salariales para el sector y la contratación como Agentes Sanitarios de la totalidad de las y los Promotores de Salud que estaban encuadrados como becarios.

Un logro de la lucha y la organización:

A partir de 2004 – 2005 fue creado en Misiones el régimen de Promotores de Salud planteado como un sistema de becas para capacitación en la materia.

Desde ATE y CTA A se reclamaba que se trataba de un régimen de precarización laboral en el cual las y los trabajadores prestaban servicios sin acceder a derechos como la estabilidad laboral, los aportes jubilatorios y la obra social. A lo largo de más de 15 años el Ministerio de Salud sostuvo ese régimen, al que se incorporaron centenares de trabajadores precarizadxs.

En el año 2013 la Legislatura provincial aprobó la Ley del Agente Sanitario, tras lo cual un grupo de 300 Promotores fueron contratadxs bajo un régimen de 20 hs de trabajo semanales, en tanto unos 1000 trabajadores permanecieron en el sistema de Promotores de Salud como becarios.

La tarea de organización sindical en ese sector fue difícil. La inestabilidad laboral que implica el régimen de becas generaba reservas entre las y los compañeros y también facilitaba la arbitrariedad y hasta el maltrato hacia ellxs.

 

A pesar de las dificultades, algunxs promotores entendieron la importancia de organizarse, se afiliaron a la ATE y  eligieron delegadxs.   Jorge Koki Duarte, secretario general de ATE y CTA A destacó que esta lucha le cambió la vida a miles de trabajadores que hoy están convencidos que  ese fue el  comienzo de un camino de disputa por los derechos que se concretan ahora.

El puntapié:

María Zabytko, Mónica Aurich y Carlos Marmelich eran Promotores de Salud del Hospital Nivel I de Dos de Mayo. Fueron los primeros Promotores que se sumaron, juntos a otros compañeros de Salud, a una protesta pública. Fue en el Acampe frente al Ministerio de Salud organizado por CTA A y ATE en septiembre de 2019.

 “En realidad todo empezó cuando vino la Coordinadora de Oberá y nos maltrató de tal manera que ahí empezamos, ahí fue la lucha y la unión de los compañeros y ahí se empezó todo. Ahí se hizo la Asamblea, fuimos al acampe…” relata María Zabytko de Dos de Mayo,  quien fuera durante más de 12 años Promotora de Salud en el Hospital Nivel I de esa localidad.

La medida forzó un acuerdo con las autoridades incluía el pase a contrato como Agentes Sanitarios de 500 Promotores de Salud. Sin embargo, el proceso de negociación fue arduo y las autoridades se resistían a reconocer a los Promotores como trabajadores.

Acampe de 2019: el acuerdo logrado inició un camino de restitución de derechos para las y los trabajadores de la Salud Pública

 “Trabajábamos por una beca de $ 6800 y nos ofrecieron una bolsita de mercadería.” – recuerda Carlos Marmelich, quien en ese entonces ya era delegado de ATE en el Hospital Nivel I de Dos de Mayo, sobre esa negociación.

“La beca era una beca de estudio, pero al final nos hacían laburar por esa beca. Cumplíamos 5 hs de una función (…) te decían vos tenés que ir a tal lado y quedarte quietito o te sacaban la beca… hacía 11 años que estaba dentro del sistema por beca. Dentro de ese sistema no tenés una estabilidad laboral.”  – describe Carlos sobre las condiciones de trabajo de las y los becarios.

De la experiencia del Acampe Carlos rescata el apoyo de delegadas de otros sectores de salud y la afirmación del carácter de trabajadores de las y los Promotores de Salud:

“En ese acampe conocimos compañeras como Teresa Saucedo  y Elena Rodriguez que fueron un escudo protector, porque nosotros éramos principiantes en el tema del Gremio, no sabíamos cómo empezar una negociación o cómo encarar el tema. Después de largos años, fue la primera vez que el Promotor se puso al frente de una negociación junto a los demás compañeros. Se puso en tela de juicio que el Promotor es un trabajador…” – reafirma.

Trabajadores que reafirman derechos:

Mónica Aurich relata el proceso de aprendizaje que les significó relacionarse con la ATE en cuanto a derechos:

“Si bien conocíamos nuestras obligaciones, desconocíamos mucho sobre nuestros derechos. Al afiliarnos a la ATE, al ir indagando, preguntando, capacitándonos, fuimos teniendo conocimiento de que teníamos derechos. Entonces cuando llegó esa instancia – dice en relación al Acampe – nos juntamos y decidimos que íbamos por el todo.” – evoca.

Y destaca el rol de los compañeros que les alentaron a organizarse para defender derechos: “Gracias a Roni Rosa y a Chito Pasamán que siempre nos incentivó a eso. Fueron un nexo entre nosotros y la ATE y siempre nos dieron una palabra de aliento de que teníamos que ir por más y no conformarnos.”

El Acuerdo de Setiembre de 2019 incluia el compromiso de iniciar el proceso de contratación de Promotores de Salud como Agentes Sanitarixs


María Zabytko valora la seguridad que les  otorga lo logrado en la lucha:

“Nos persiguieron, nos amenazaron, nosotros nos jugamos al 100%. Ahora estamos más seguros de nosotros mismos y sabemos que vamos a seguir luchando porque antes teníamos miedo, todos teníamos miedo. Y a raíz del Acampe nos jugamos y no paramos más, ya nadie se achica.” – asevera, y reafirma a esa lucha como una bisagra:
“Hasta ahí éramos la mano de obra barata, hasta en los mismo hospitales se trataba mal al Promotor, los mismo jefes, los que tenían un poco más de jerarquía nos trataban mal…” – recuerda María, quien valora que gracias a la lucha la actitud del resto de sus compañerxs fue cambiando:

El vínculo fue cambiando, ahora se animan a pelear” y apunta al próximo objetivo: “Hasta llegar a la planta permanente…”

Por su parte, Mónica Aurich afirma: “Seguiremos en la lucha porque hay mucho por delante…”  

 

 Mejoras salariales y laborales:

22 meses después del Acampe, la totalidad de las y los becarios que cumplían funciones como Promotores de Salud han sido contratados como Agentes Sanitarixs.

Desde aquel septiembre de 2019, en que se logró un aumento de las becas de $ 6800 a $ 9000 la mejora salarial para lxs compañerxs ha sido importante: actualmente como Agentes Sanitarixs perciben salarios de entre $ 55000 y $  64000.

Demandas históricas: trabajadores de Salud disputan derechos en las calles

A estos logros se sumó el reconocimiento del régimen laboral de 30 hs semanales, estipulado en la modificación de la ley del Agente Sanitario de mayo pasado. El reconocimiento se concretó a partir del 1 de julio tras un nuevo acuerdo  firmado entre ATE, CTA A y el gobierno provincial el 14 de julio. Se estableció también que  se realizarán recategorizaciones de trabajadores acuerdo a su nivel de formación.

Todo ha sido posible mediante la lucha y la organización, y animan a más compañeros sumarse en ese camino.

En ese sentido, Carlos Marmelich deja un mensaje:

“Queremos decirle a los compañeros que tomen valor, que sepan pelear por sus derechos, que no les tengan miedo a las represalias, porque están en un grupo, la unión hace a la fuerza del grupo.” – alienta y expresa “Agradecimiento a la ATE y a CTA A por darnos el apoyo para seguir adelante.”

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Últimas noticias
El Secretario General de CDP de ATE Misiones saliente, Jorge Koki Duarte, reflexiona sobre el cierre de su gestión, que se da en el
En la jornada de este viernes 6 de octubre por la mañana, integrantes del Frente de Trabajadores de la Educación en Lucha continuaron recorriendo
Este miércoles 27 de septiembre se reunió en el Ministerio de Ecología la Mesa Técnica a los fines de comenzar a trabajar la nueva